Archivo | marzo 22nd, 2021

La promoción 1979 está de vuelta -->

La promoción 1979 está de vuelta

Hola amigos, mi nombre es Adrián Agüero, soy periodista del deporte motor y vecino de La Puntilla desde que nací, hace 53 “pirulos”. Dada mi presentación les cuento que este 2021 y luego de 42 años, nos reunimos un grupo de ex alumnos de la escuela Enrique Mosconi de La Puntilla – Promoción 1979. Dicho reencuentro estuvo lleno de emociones, anécdotas y nostalgia: quedó bien marcado que a pesar del tiempo cada uno mantiene su esencia intacta y lo más emotivo y gratificante fue el estar en la misma escuela donde vivimos momentos super felices, nos formamos como personas y abrazamos nuestros orígenes.

PD: Tengo algunas fotos de cuando se realizaban picadas oficiales de autos en una pista de tierra en Chacras de Coria, allá por 1987 y también cuando se realizaron en los ‘90 en el Aeroclub de La Puntilla. Si les interesa cuenten con ese material, más toda la información que les pueda suministrar ya que fui protagonista en dichos eventos. ¡Abrazo!

Escrito en MunicipalesComentarios (0)

Desarrollo Integral Humano: Hablemos de Economía Social -->

Desarrollo Integral Humano: Hablemos de Economía Social

Todos están/estamos preocupados por la pobreza; sean o no pobres. Tanto que estén en esa situación como que la observen. Parece irremediable su existencia y parece una tarea titánica la erradicación. La indiferencia sobre el tema es o sería considerada enfermiza, desalmada. ¡Inhumana! Y de eso se trata…La pobreza, como su indiferencia son inhumanas, su eliminación es prioritaria…cuando no mitigar sus nefastas consecuencias.

Por Domingo R. Godoy[1]

Una necesidad prioritaria humana es vivir en una economía que sea dignificante. Que permita satisfacer las necesidades, escalar el desarrollo integral humano, engrandezca a la persona y la familia o admita armonizar la vida en sociedad.

La economía es para el hombre y no al revés. Por eso, la mala economía, la aplicación descarnada de una economía de satisfacción ilimitada e insensible de las necesidades no es humana. O, mejor dicho: no se adecua a la humanidad. La individualidad de la búsqueda de satisfacción aísla al hombre y permite el funesto avance del “todos contra todos”. De la superveniencia del más fuerte.

Identificamos e impulsamos una manera de hacer la economía en forma más humana. Es la que conocemos como Economía Social. Esta reconoce al hombre como hacedor y destinatario de la economía. Ella, se basa en la solidaridad, estimula las sociedades de personas; induce a la participación, promueve la satisfacción de necesidades reales más que la búsqueda del lucro o incremento de riquezas; induce al ser más que al tener; plenifica la vida en sociedad con un orden en el consumo y no al revés. Las cosas creadas o fabricadas son para los hombres y no a la inversa.

La economía social está marcada por la gestión y organización de los recursos, priorizando el interés social y equitativo.

Se conocen como entidades del tercer sector y se las vincula con la pobreza, pero sus misiones son mitigar, luchar contra esa pobreza. Son soluciones solidarias. Atemperan el rigor de las consecuencias del individualismo generador y promotor de las insensibilidades sociales. Algunos las perciben –despectivamente- como garantía de permanencia en la pobreza. El error surge en interpretar que la empresa de capital superavitaria es el destino exitoso; cuando en realidad, el final más humano es la optimización de todos los bienes para satisfacer las necesidades.

  1. 1. Ejemplos

Hay innumerables ejemplos o casuística de estas empresas; como las OSC (organizaciones de la sociedad civil); ONG; fundaciones; cooperativas (con todos sus objetivos ) y mutuales (con sus diferentes reglamentos); PYMES y MIPYMES; Voluntariado Profesional;  sociedades laborales; uniones vecinales; asociaciones caritativas. Además, ligas de amas de casa; de consumidores; federaciones y confederaciones cooperativas o mutuales; sociedades de fomento; clubes; instituciones culturales en general y educativas en particular; consejos económico-sociales, uniones de padres; cooperadoras escolares; centros económico-sociales regionales; descentralizaciones público-privadas en nodos solidarios de servicios básicos; etc.

Todos estos ejemplos y muchos más, presentan las convenientes, adecuadas y necesarias características comunes a las entidades del tercer sector: solidaridad, participación, integrativas, entidades de personas, democracia en las decisiones, búsqueda del bien común, prescindencia religiosa, evitan el espíritu de lucro, respetan la propiedad privada en función social, promueven la subsidiaridad estatal, son de capital nacional y permanecen en el territorio… Esperamos poder abundar más sobre este tema, porque son soluciones para el problema de la pobreza.

[1] Contador Público Nacional, UNC. Maestría en Docencia UM. Cursó Descentralización en la FUNDACIÓN KONRAD ADENAUER Alemania. Diplomado en Descentralización y Desconcentración en (I.I.A.P) Paris. Ex Director y Asesor del INAES. Asesora entidades y publicó numerosos artículos de la especialidad. Autor del MANUAL DE ECONOMIA SOCIAL.

Escrito en Destacados, Info generalComentarios (0)

Encuesta

  • ¿Considera que la velocidad vehicular en Chacras es excesiva?

    Loading ... Loading ...
Encontrá este widget en www.argentina.ar
Mendoza
Soleado
Soleado
23°C
sensación térmica: 25°C
humedad: 43%
 
  • + leidos
  • Nuevos
  • Comentarios
Correveidile en Facebook

 

marzo 2021
L M X J V S D
« feb   abr »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031  

Chacrificados

Edición Papel